Un nùmero



El saber el número de un carro
fue el detonador de dos tragedias,
algo tan simple un número,
trajo luto, llanto…
Dos compañeros partieron…
amargamente en segundos tan extraños,
en momentos irreales…
donde la muerte reina;
Un número de un carro…
la vida tan frágil sucumbió tan solo con eso,
y pasaron a ser un número más de la fatídica
Estadística de los muertos del teniente.


A un palanquero  se le solicito que diera el número del carro en que iba, este al no acordarse, salió de el carro para tratar de ver el número, esto en movimiento, muriendo en el intento. "La falta de experiencia le jugo en contra"

Su compañero aparte del colapso nervioso de ver a su gancho muerto, tuvo que declarar ante investigaciones, Salida de turno de noche, en el hospital le colocaron un calmante para ayudarlo…
Después de unas horas este viajaba a toda velocidad de vuelta a su casa, quedándose dormido, falleciendo .










Comentarios

Entradas más populares de este blog

Antonio Lara Ramirez

Titulares de Prensa

Víctor Navarro Molina "De mi libro corazón minero"