Guachuchero


Ley seca

El la desafiaba, la rompía…

con su cargamento día tras día,

el aguardiente clandestino recorría cerros,

quebradas, ocultos caminos…

Y el guachurero bien los conocía….

para llegar a tiempo con su mercancía,

ley seca …

Para el no corría,

y el aguardiente a buen precio se vendía.



Comentarios

Entradas más populares de este blog

Antonio Lara Ramirez

Víctor Navarro Molina "De mi libro corazón minero"

Titulares de Prensa