CALLE LARGA

La mentira es una calle larga,


que uno sabe donde empieza

y no sabe dónde termina;

La mentira...

siempre tiene algo

que la justifica,

alguna meta

que la alivia;

hasta que la verdad

se la topa en una esquina,
la increpa...

y a veces la castiga...

o lo que es peor

se hace a un lado

para transformarse

en cómplice de ella misma;

la mentira...

es una calle larga

que uno sabe donde empieza

y no sabe dónde termina.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Antonio Lara Ramirez

Titulares de Prensa

Víctor Navarro Molina "De mi libro corazón minero"